lunes, 3 de mayo de 2010

¡Sancionemos la corrupción!

 
Da mucha pena, es verdad, comprobar que la corrupción es parte de nuestra condición humana. El objetivo social es que se la puede reducir a su mínima y excepcional expresión.
Para eso, todos tenemos que comprometemos a una vida personal y pública signada por valores éticos. Asimismo, debemos asumir la responsabilidad de propiciar y aprobar las sanciones adecuadas y justas para quienes cometen actos de corrupción. 
Pero, cuidado con creer que mis corruptos son "buenos" y los tuyos son "malos". El corrupto es corrupto y punto. Si nos hacemos de la "vista gorda" somos complices.
 
Eduardo Lastra D.
Elastra@mundomype.com
 
 



 


¡Lucha por tus ídolos o hunde al personajes que quieras! ¡Vota a favor o en contra de los más famosos! ¡Nuevo MSN Populus!

No hay comentarios:

Publicar un comentario