viernes, 14 de octubre de 2011

Cómo enfrentar el 2012

Por: Eduardo Lastra D.

Si a un médico oncólogo le pidiéramos una receta para enfrentar el cáncer, seguramente que nos diría que la mejor estrategia es la prevención; porque, lo sabio es evitarlo y si ya nos atacó detectarlo con la suficiente anticipación. Cuando el cáncer ya hizo metástasis (se expandió en el cuerpo) las probabilidades de "curarse" son mínimas.

Con relación a nuestra salud física, la mayoría de las veces acudimos al médico cuando ya no hay solución; de manera similar,  respecto de la salud de nuestros negocios actuamos por reacción y no proactivamente.

Por eso, sugiero que revisemos nuestra "nave" (negocio o empresa) para ver si estamos en condiciones de surcar los mares por más procelosos que se nos puedan presentar en adelante.  Para ello revisemos lo siguiente:

1.-Hacía dónde vamos y para qué: ¿Seguimos enamorados de nuestro proyecto empresarial? ¿Nuestros colaboradores se identifican con ese proyecto? ¿Tenemos planes y programas de trabajo que elaboramos con anticipación?

2.-Disponibilidad de recursos:  ¿Disponemos o podemos disponer del recurso material, financiero, humano y tecnológico para operar con eficiencia? ¿Las relaciones con nuestros proveedores son buenas?

3.-El corazón del negocio: ¿Cómo mantendremos y mejoraremos el giro de nuestra actividad empresarial? ¿Podemos diferenciarnos de nuestra competencia?

4.-Vender más y mejor: ¿Tenemos claramente definidos nuestros segmentos de mercado? ¿Nuestra empresa está preparada para dar una buena atención a los clientes? ¿Contamos con una estrategia de promoción?

5.-Formalidad competitiva: ¿Estamos convencidos que debemos manejar nuestro negocio buscando que sea eficiente, eficaz y efectivo; sabiendo que eficiencia es elaborar productos de calidad, eficacia el logro de metas y objetivos, y la efectividad el impacto positivo en los clientes y los demás grupos de interés?

Para que este análisis sea interactivo y dinámico, y nos permita hacer las correcciones y las mejoras del caso, como empresarios debemos mantenernos  informados de lo que pasa en los campos de la economía, la política, el ámbito social y la tecnología; sin descuidar los aspectos internos de nuestra empresa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario