lunes, 18 de enero de 2010

Fundamentalmente tu éxito depende sólo de ti

Por: Eduardo Lastra D (*)

En una micro o pequeña empresa su empresario es básicamente un hombre orquesta que tiene que atender, cuando es solo, todas las funciones empresariales, las que irá delegando únicamente en la medida que su organización y su personal vayan creciendo.
También se siente solo, por las escasas o casi nulas ayudas de parte de las dependencias públicas, así como por las excepcionales actividades promocionales de las organizaciones gremiales representativas de las MyPE.

Por eso se suele decir, que los empresarios de la micro y pequeña empresa salen adelante en su principal objetivo de sobrevivencia, y los muy contados logran ser casos de éxito notorio, a pesar de las trabas que, por acción u omisión, les pone la sociedad y el Estado.

Lo que queremos decir es, que si se articularán estrategias de sana promoción empresarial para las MyPE, ese 42% de su contribución al PBI nacional sería de mejor calidad, tanto en términos de la calidad de sus productos como de los empleos que genera actualmente de forma precaria para casi el 75% de la Población Económicamente Activa del país.

Pero, mientras las pocas normas acertadas se lleguen a implementar adecuadamente y sin mucha demora, así como el fenómeno micro-empresarial se llegue a encuadrar dentro de una concepción de Desarrollo Nacional realmente inclusivo, nuestro llamado a los empresarios de las MyPE, es en el sentido de que inviertan más tiempo, esfuerzo y dinero en organizar y manejar sus negocios dentro de la formalidad, que debe entenderse como la aplicación de la técnica a la gestión competitiva de las organizaciones empresariales.

En ese sentido, tú como empresario de una MyPE, tienes que atender los aspectos siguientes: 1.-Comprende y atiende cada vez mejor a tus clientes. 2.-Mejora cada día tus productos evitando ser la fabrica de productos “bamba”. 3.-No descuides hacer la promoción de tu negocio. 4.-Establece bien tus costos. 5.-Administra correctamente tus finanzas y no te sobre endeudes. 6.-Adecua tu organización empresarial e invierte en capacitar siempre a tu personal. 7.-Cumple con tus obligaciones tributarias. 8.-Genera valor agregado para tus clientes para ganar prestigio en el mercado. 9.-Respeta y aprende de tu competencia. 10.-Apoya la conformación de entidades auténticamente representativas delas MyPE.

Si pues, todo eso tienes que hacerlo fundamentalmente tu mismo, con una actitud ganadora y dentro de principios éticos.

(*) Presidente del Instituto Latinoamericano de Desarrollo Empresarial, ILADE.
Cel.: 9.9617.8473
E-mail: elastra@mundomype.com

1 comentario:

  1. El exito esmpieza por uno, el ser parte de una organización conjunta como el consorcio como bien lo ha dicho es necesario como alternativa misma de su desarrollo empresarial, afinando su empatía, la confianza en el "otro" y dejando intereses individuales por el objetivo en común.

    ResponderEliminar